Acto litúrgico en la Vega Monumental llamó a proteger el trabajo y la familia

Más Iglesia Arquidiocesana

Publicado el: 1 mayo, 2016

Con un llamado a reconocer el trabajo como un aspecto sustancial de la cuestión social, Monseñor Fernando Chomali, Arzobispo de Concepción, entregó un mensaje en el día previo a la celebración del 1ª de Mayo, en Concepción.

Lo hizo durante la celebración de un acto litúrgico, en la Vega Monumental, con la asistencia de diversas autoridades como el alcalde Álvaro Ortiz,  el seremi de Desarrollo Social, Juan Eduardo Quilodrán; Victoria Fariña, seremi del Trabajo; el diputado Cristián Campos y representantes de la empresa y comerciantes y trabajadores del recinto comercial.

En su homilía, Monseñor precisó que hay dos conceptos que pueden hacer feliz a la persona: amar y trabajar. “Creo que estamos muy en deuda, porque hay muchas personas que están sin trabajo. Este un dolor grande, no sólo en Chile, sino que en muchos otros países. Hay muchas personas que se sienten humilladas en su trabajo y creo que tenemos que mejorar mucho las relaciones humanas al interior de los puestos de trabajo”, afirmó.

En ese sentido, agregó que “hay muchas personas que se sienten mal, porque el trabajo atenta contra la familia, especialmente, las largas horas de trabajo y en que los niños se sienten solos”.

Manifestó que un país maduro es el que logra conciliar el trabajo bien hecho y digno y la vida familiar. ”Esta dupla, que se aprecia en la primera página de la Biblia, corresponde a nuestra naturaleza humana. Tenemos que trabajar todos para que tengamos buenos trabajos, nos sintamos realizados, para que tenga un sentido personal, familiar, social y además tener una vida digna, en el caso de los esposos, los hijos y en todos los ámbitos de la vida humana”, subrayó.

Hizo notar, además, que “el sistema económico actual, lamentablemente ha hecho que se produzca más y es cosa de ver los índices económicos y ha producido dos problemas. Lo primero es que considera el trabajo como una mercancía, porque el valor del trabajo radica no tanto en que se hace, sino quien lo hace. Es decir, el valor del trabajo es que lo realiza una persona. En segundo lugar, la clave de la cuestión social es el trabajo y si vemos que hay tanta revuelta social y política, lamentablemente se traduce en la frustración en muchas personas y, por lo tanto, tenemos que hacernos un profundo cuestionamiento”.

Se refirió también a que “en Chile hay una brecha muy grande en los salarios en las empresas  y debe ser nuestra obligación de superar eso de manera justa” y pidió orar especialmente por las autoridades, “por la gran responsabilidad que tienen.. El Estado guste o no es un empresario indirecto, porque a y través de  las políticas públicas aumentan o disminuyen el trabajo, pero estamos viendo, en nuestra región, que se están desmantelando muchas empresas. En Tomé, por ejemplo, que era una ciudad bullante y hoy estamos observando edificios vacíos; para que decir de la industria del calzado, ahora, CAP con mucho problemas, por lo tanto, tenemos que pensar de qué manera cuidamos el trabajo”.

Durante la celebración, la que fue animada con cantos folklóricos a cargo del conjunto del Colegio de Contadores, Monseñor Chomali hizo entrega del documento “Las manos del Carpintero” (una guía para la Pastoral del Trabajo), a diversas personas que trabajan en la Vega Monumental.

Más Iglesia Arquidiocesana