Celebran dedicación de la parroquia y altar en San Rosendo

Más Iglesia Arquidiocesana

Publicado el: 13 diciembre, 2016

Llenos de alegría y con gran participación de fieles de la comunidad católica de San Rosendo, el día sábado 10 de diciembre se dedicó la Iglesia y altar de piedra del templo parroquial San Rosendo, restaurado después del pasado terremoto del año 2010.

La celebración litúrgica estuvo presidida por el arzobispo de la arquidiócesis de la Santísima Concepción, Mons. Fernando Chomali Garib, y concelebrada por nuestro párroco, el Pbro. Rogelio Azocar Ulloa.

La celebración litúrgica comenzó 17 horas en la entrada de la que fue nuestra capilla por más de 6 años, desde allí iniciamos una procesión hacia el templo parroquial, por alrededor de la plaza de armas. Al llegar al templo se abrieron la puerta para dar inicio a los ritos correspondiente. Al entrar se pudo apreciar la remodelación que se le realizó a la iglesia: una capilla del Santísimo, vitrales con las imágenes de los 12 apóstoles, un nuevo altar y ambón de piedra y además una nueva imagen de la Inmaculada Concepción.

En la homilía Mons. Fernando Chomali señalo:“ Por qué un templo es importante, porque aquí pasan las cosas más importante en la vida de ser humana. Aquí venimos a entregarle a nuestros niños para que el Señor los bendiga, los bautice;  aquí nos venimos a arrodillar frente al santísimo, para que nos ayude en momentos de dificultad, cuando tenemos problema en la casa, en la familias, cuando hay un hombre, una mujer sin trabajo, cuando hay un niño enfermo; aquí podemos hablar desde el fondo de nuestra conciencia para pedirle perdón a Dios; aquí vinimos a confirmarnos nuestra fe; aquí venimos a entregar a nuestros familiares difuntos; aquí nos dicen y solo aquí nos dicen que la muerte no es la última palabra sino la vida eterna.” 

Antes de finalizar la homilía dijo que “Hoy es un hermoso día, damos gracias a Dios por todos los bienes que nos ha hecho, estamos alegres, también damos gracias a Dios por las canas ya arrugas que significo sacar adelante esta construcción, por todo damos gracias a Dios por esta reunidos acá, con alegría, con júbilo, porque el mismo Señor nos dice: Él es nuestra alegría, él es nuestra fortaleza, gracias a todos los que han colaborada, gracias al párroco, a su equipo pastoral, al equipo económico, gracias a todas las personas que con humildad que dejaron el peso para sacar adelante este templo, que vuelvo a decir, esta precioso, se ve que esta hermoso, pero sobre todo se ve amor, esto se hizo con amor, eso se nota en cada piedra, en cada pintura en cada lugar…”.

 Terminada la homilía el obispo procedió a ungir e incensar el altar y los muros de la nueva iglesia.

Finalizada la celebración de la eucaristía el párroco invito a la comunidad a participar de un compartir fraterno para celebrar, como comunidad, este gran acontecimiento.

 

Más Iglesia Arquidiocesana