En cerro La Puntilla se celebró fiesta de la Divina Misericordia

Más Iglesia Arquidiocesana

Publicado el: 9 abril, 2018

Pese a un cielo amenazante de lluvia, centenares de peregrinos llegaron hasta la Puntilla Lo Galindo, en Concepción, para vivir la fiesta de la Divina Misericordia, el domingo 8 de abril.

En el lugar, donde se proyecta un santuario, se celebraron misas durante el día y se hizo el rezo de la Coronilla de la Divina Misericordia, para concluir con la Misa presidida por el asesor del Movimiento de la Divina Misericordia, padre Edgardo Ojeda.

El espacio fue acomodado para recibir a los peregrinos provenientes de distintos lugares de la zona y se instalaron sillas para ofrecer un adecuado descanso, principalmente, a los adultos mayores. El altar fue adornado con imágenes de san Juan Pablo II y de Sor Faustina, además, de una fotografía del padre Ángel Palomera, quien fue el principal promotor del movimiento, en la Arquidiócesis de Concepción.

En su homilía, el padre Edgardo dijo a los peregrinos: “¿Qué nos mueve venir hasta este lugar, a pesar de la distancia, del frío? Nos mueve descubrir y  ser testigos de la misericordia de Dios; el Señor va obrando en cada uno de nosotros, cómo nos invita a ser sus testigos del amor, de su bondad, de su misericordia”.

Señaló que “leer el diario de sor Faustina uno ve cómo el Señor se le revela y le va hablando; el cuadro de la Divina Misericordia que hoy nos preside, aparte de ser una hermosa pintura, no es sólo un dibujo, sino la manifestación real de la misericordia de Dios. El Señor nos invita a ser  testigos de su misericordia, a través del sacramento de la reconciliación y la Eucaristía, donde Él se dona y se entrega. Él nos llama a no quedarnos, sino a tener cambios sinceros y reales que nos hagan  mostrar a los demás el amor de Dios y que las personas no nos vean con cara de cansados, con frío, sino vamos alegres, porque nos encontramos con el Señor y acogimos su palabra”.

Más Iglesia Arquidiocesana