Iglesia de Concepción convocó a un concurso a estudiantes de Arquitectura para diseño de santuario de la Virgen

Más Iglesia Arquidiocesana

Publicado el: 30 marzo, 2012

Alumnos y docentes de las carreras de Arquitectura de universidades de Concepción, aplaudieron la convocatoria al concurso de ideas para revitalizar el santuario del Cerro La Virgen.

Numerosos estudiantes y directivos de la carrera de Arquitectura de la Universidad del Bio Bio,  Universidad de Concepción, Universidad del Desarrollo, Universidad San Sebastián y Universidad de las Américas llegaron hasta la planicie del Cerro La Virgen de Concepción, hasta donde llegan, cada 8 de diciembre, más de 500 mil personas. Lo hicieron convocados por el Arzobispo de Concepción, monseñor Fernando Chomali, quien junto al patrocinio del Colegio de Arquitectos y la Cámara Chilena de la Construcción, promovieron el concurso de ideas para el anteproyecto de modernización del santuario, pero con la novedosa definición que fueran los alumnos de Arquitectura trabajaran junto a sus profesores en las propuestas.

La comisión convocadora, que preside el arquitecto Miguel Ángel Ruiz Tagle, entregó las bases del concurso en el mismo lugar, donde Monseñor Chomali manifestó su complacencia por la respuesta de las universidades y porque los jóvenes alumnos y alumnas eran los más entusiastas en trabajar.

“El cerro la Virgen es un  lugar que pertenece a toda la comunidad. El 8 de diciembre viene mucha gente a  orar y las instalaciones son pobres y muy precarias y en ese  sentido hemos convocado a las facultades  de Arquitectura de la región, para que  conozcan este lugar y  puedan presentar ideas para un anteproyecto, de tal forma de darle mayor seguridad y comodidad a este hermoso espacio”, manifestó.

Recalcó que es una propuesta para mejorar de un lugar, que es un  hito en la ciudad. “La Iglesia se preocupa  de la naturaleza y  de las personas que tienen devoción a la Santísima Virgen, para que puedan venir durante todo el año  a rezarle, pero que se encuentren en un lugar seguro y agradable”.

Monseñor comentó que para el 8 de diciembre, se tienen que traer baños químicos para atención de los peregrinos. “Y esto, no tiene nada que ver con las expectativas de un país que pretende ser desarrollado. La gente quiere venir y poder  encontrarse  con una capilla, con un lugar  donde haya tranquilidad. Evidentemente que esto será un  aporte a la sociedad”, precisó.

El Arzobispo rescata como esencial de esta iniciativa, que “más de 100 jóvenes trabajarán  durante un semestre durante en un proyecto maravilloso. Esta es una gran manera amar la región”, añadió, diciendo que la iniciativa tiene una finalidad pedagógica, “que los jóvenes entren en la dinámica de participar en un concurso  con buenas ideas y las escuelas de Arquitectura de las 5 universidades lo han visto con entusiasmo. Estos son los jóvenes de nuestro país; hay que darles  oportunidades, más aun cuando estamos en la Misión Joven  en Chile”.

Aclaró que la idea es partir con in diseño y posteriormente, con un anteproyecto en mano, producto del concurso, se estudiará la concreción. “No disponemos de recursos y vamos a elegir a un ganador y después  tendremos que hablar con personas de buena voluntad para que nos ayuden a hermosear este lugar. Cada 8 de diciembre llegan más de 500 mil personas con un amor a la Virgen, a Dios y a la Iglesia, que es extraordinaria. Pienso que son estas cosas las que hay que potenciar en el país”, explicó, agregando que se necesita un lugar donde hayan confesionarios, servicios higiénicos adecuados, una capilla, entre otras cosas; además, queremos que sea un lugar seguro y para ello, en las bases hemos pedidos propuestas de una buena iluminación”.

Miguel Ángel Ruiz Tagle, arquitecto  director del concurso, manifestó que “es muy interesante esta invitación, porque este lugar es un hito para la ciudad. La respuesta de las universidades ha sido extraordinaria. Hay un grupo de alumnos importante, además de directores de carrera y la participación del Colegio de Arquitectos y la Cámara Chilena de Construcción. Primero, estoy muy honrado que me designaran director y segundo, pensar en la modernización de este lugar es algo muy valioso para la ciudad”.

Hernán Barrías, jefe de la carrera de Arquitectura de la Universidad del Bío Bío valoró la invitación a todas las escuelas. Esta es una tremenda oportunidad que tenemos como escuela, porque será a través de los propios estudiantes la posibilidad de proponer ideas  respecto al desarrollo de un espacio tan significativo para la ciudad, en términos de su posición y historia”.

Finalmente, la alumna participante, Francisca Canarias, de Arquitectura de la Universidad de Concepción, dijo que “es un excelente tema,  no solo para quienes son profesionales, sino que para quienes nos estamos formando. Es una oportunidad para integrarnos y participar “.

Más Iglesia Arquidiocesana