Impresionante devoción a la Virgen en Penco

Más Iglesia Arquidiocesana

Publicado el: 19 noviembre, 2019

Con un dron se logró captar una imagen que da cuenta de la magnitud de la procesión de la Virgen del Carmen, que se realizó en Penco, el fin de semana.

El padre Carlos Peña, párroco de la parroquia Nuestra Señora del Carmen, en Penco, dijo que es difícil calcular la magnitud de la cantidad de gente y “la palabra es impresionante”, comentó, recalcando que la muestra clara de la devoción y el cariño a la Virgen.

El párroco sostuvo que contrario a los datos de algunas encuestas que hablan de disminución en los católicos, situaciones concretas como la vivida en Penco y en otros lugares del país, desmienten claramente esos supuestos. “Esto explica que si bien vivimos  tiempos de incertidumbre, la mayoría busca certezas de vida y como cristianos son certezas de fe. Esto ha sido la expresión en esta oportunidad. Se trata de tantos hermanos buscando dónde aferrarse, dónde encontrar consuelo y dónde encontrar la paz y lo encuentra  en nuestra iglesia. Lo digo con toda sus letras”, señaló.

Recalcó respecto a una encuesta que informa de una disminución de los católicos“Por favor, en qué país estánviviendo, mucha gente se ha  cercado, en este tiempo, a nuestras capillas,  comunidades, a las parroquias  para rezar,pedir y encontrarse con Dios. Ha sido una gigantesca procesión y no hubo desórdenes, porque la gente de manifestó son sentido de fe como fue caminar con la Virgen. Eran adultos mayores,  niños, mujeres, familias enteras  que es la capacidad de la iglesia católica de convocar”, enfatizó.

Recordó que la Iglesia reza y ora siempre por la paz. “En cada misa,  aunque muchas veces no le damos valor,  nos damos don de la paz y es lo que estamos pidiendo para nuestra patria, lo hacemos todos los domingos. Lamentable que estas manifestaciones no sean noticias y no aparecen en ningún canal nacional”, subrayó, haciendo notar que “la misión de la Iglesia siempre será amar y llamar a la paz”.

También citó la experiencia que el pueblo de Penco vivió, en los últimos días, con la Virgen de Fátima. “La virgen nos visitó y motivó a muchos a acogerla. Siempre digo que cuando en la familia, uno se pelea con los hermanos, la primera  que salta es la mamá, para que se pongan de acuerdo. Eso hemos hecho como pueblo creyente. La mamá que reúne a sus hijos  y eso no lo debemos olvidar. Ella  siempre recuerda: Hagan lo que Jesús diga, como en las Bodas de Caná”.

El padre Carlos planteó que los católicos también tienen que involucrarse en la vida cívica y los grandes cambios que está pidiendo el país. “Tenemos que hacer nuestro aporte.  Las bienaventuranzasnos motivan como estilo de vida. Es un estilo de vida distinto al consumismo. Tenemos que mirar la vida personal y social a la luz del misterio pascual”, concluyó.

Más Iglesia Arquidiocesana