Jóvenes que trabajaron en Lavandería 21 se integran como funcionarios del Arzobispado de Concepción

Más Iglesia Arquidiocesana

Publicado el: 5 mayo, 2016

Con el rostro lleno de alegría, María Soledad Vega y Patricio Cartes, quienes comenzarán a trabajar en el Aula Magna a partir del próximo 16 de mayo, recibieron la bienvenida de Mons. Fernando Chomali y los funcionarios del Arzobispado de Concepción, esta mañana en la reunión que el personal tiene cada mes.

Estos dos jóvenes con capacidades distintas, pasaron por la experiencia de trabajar en la Lavandería 21, demostrando un gran desempeño y sentido de responsabilidad. Paula Abarzúa, Educadora Diferencial que trabajó con Patricio y María Soledad en Lavandería 21, señaló que “ellos son muy capaces, han demostrado muchas habilidades; estamos muy entusiasmados con el hecho de que se vengan atrabajar al Arzobispado, porque estamos convencidos que se integrarán rápidamente y serán queridos, ya que son personas muy cordiales y atentas”.

Por su parte, Mons. Chomali manifestó que la idea es que con el paso del tiempo más jóvenes con Síndrome de Down se vayan integrando al trabajo, no tan sólo de la Iglesia, sino también de la empresa privada y servicios públicos. “El tema de la inclusión no puede quedar en una idea bonita, es posible hacerla real, y es lo que hemos experimentado en el proyecto de la lavandería, donde los jóvenes pueden asumir responsabilidades e integrarse al mundo del trabajo con todo lo que ello conlleva, como cumplir un horario laboral, recibir su remuneración, etc.”, subrayó.

Las madres de estos nuevos funcionarios del Arzobispado se mostraron muy contentas, recordando que nunca imaginaron que a sus hijos los iban a ver trabajando, ya que pensaban que siempre los tendrían al lado suyo, sin embargo, hoy los ven felices y con eso a ellas les basta.

Cabe señalar que en Casa Betania desde hace dos meses han ingresado a trabajar Carlos Echeverría y Juan Pastor, quienes también estuvieron desempeñándose en Lavandería 21.

Más Iglesia Arquidiocesana