Más de 500 agentes pastorales abordaron desafíos de la Iglesia

Más Iglesia Arquidiocesana

Publicado el: 21 octubre, 2018

Con la asistencia de miembros de las comunidades parroquiales, educacionales, sociales y movimientos se realizó la XII Asamblea Eclesial de la Arquidiócesis de Concepción.

“Fue un día de reflexión y oración de más de 500 personas, donde se abordaron los temas de interés común, que la sociedad le presenta como nuevos desafíos a la Iglesia”, señaló monseñor Fernando Chomali.

Agregó que “en un ambiente de sinceridad, comunión y fraternidad, se vio la urgencia de incorporar a más laicos en las tareas de responsabilidad al interior de la Iglesia y se propusieron metas en este ámbito a corto, mediano y largo plazo”.

Además, precisó que “frente a la perplejidad que ha suscitado, en muchos creyentes los abusos de toda índole al interior de la Iglesia, se reforzó el nunca más y un trabajo efectivo en la prevención a todo nivel”.

Concluyó que “desde la centralidad de Jesucristo, y el amor a María, se valoró positivamente el trabajo evangelizador que se realiza y la inmensa labor social de la Iglesia de Concepción, especialmente con las personas más vulnerables”.

El vicario de Pastoral, padre Mauricio Aguayo, se refirió al objetivo de la Asamblea, indicando que “el desafío que tenemos es acoger el mensaje del Papa Francisco, de vivir una experiencia mucho más sinodal, profética, inclusiva, esperanzadora, como Iglesia y que nos permita enfrentar el momento que estamos viviendo. Nosotros entendemos que venimos haciendo un camino desde hace un tiempo-con nuestro sínodo diocesano – que ha puesto, de algún  modo, las mismas claves del Papa Francisco, pero que no hemos logrado que realmente impregne nuestra experiencia cotidiana de hacer Iglesia y nos ayude, en un momento difícil también, reconocer entre todos cómo vamos descubriendo mejor los caminos que Dios nos propone”.

El Vicario enfatizó que “en ese desafío, se ha hecho un camino preparatorio, en las semanas previas, con reuniones, asambleas y jornadas para preparar esta jornada y hoy es el diálogo que quiere fortalecer esa dimensión tan importante en este encuentro, que nos permita descubrir lo que Dios nos pide”.

Durante la Asamblea, los participantes tuvieron la oportunidad de sostener un diálogo con el Arzobispo, quien abordó cada pregunta planteada por los representantes de los Decanatos y distintos estamentos, incluyendo a los niños, con claridad y franqueza.

Al concluir la Asamblea, el Vicario de Pastoral presentó una síntesis de la reflexión de los agentes en los plenarios y que fueron definidas como “prioridades”, algunas de las cuales se refirieron al “dolor”, porque “la Iglesia perdió su mirada, su centro, su misión;  tristeza por no defender la Iglesia y defendernos nosotros mismos como miembros de ella, ya que pagan justos por pecadores. Dolor por no tener la fe y conocimientos necesarios para poder defendernos”; “se ha dejado de vivir la eucaristía en familia y de enseñar la fe y el amor a Cristo, en el hogar” y “fortalecer la oración y obras de misericordia”

Tras la Asamblea, los participantes asistieron a la celebración de la Eucaristía, oportunidad en que Monseñor Chomali agradeció a quienes organizaron la jornada y recordó al Papa Francisco, quien interpeló a la Iglesia en Chile “por haber perdido la centralidad en Cristo, quien es nuestra esperanza”. En su homilía, llamó a vigorizar la pastoral, la debe estar – recalcó –  centrada en Jesucristo, “cuando nosotros disminuyamos y Él crezca; cuando estemos dispuestos a servir y no ser servidos y cuando renunciamos a un mal uso de la autoridad que se nos confiere en cada una de las responsabilidades que tenemos”.

Monseñor confió que “Dios quiera que se nos reconozca como una Iglesia servidora y que sólo pretende contribuir, en el mundo, anunciando a Jesucristo y la salvación y anunciando la buena nueva a los pobres y viviendo de corazón las bienaventuranzas”, concluyó con sentimientos de gratitud y de responsabilidad por el futuro de nuestra Iglesia.

 

Más Iglesia Arquidiocesana