Misionera brasileña de comunidad Mar Adentro renovó su compromiso en Chile

Más Iglesia Arquidiocesana

Publicado el: 6 junio, 2016

Contenta de cumplir su misión en Chile por tres meses, se mostró Tereza Marcia Quiroz Pontes, laica comprometida de la comunidad Mar Adentro de Brasil, y quien renovó su compromiso, este domingo 5 de junio, durante una eucaristía que presidió monseñor Fernando Chomali.

En la celebración estuvieron presentes las hermanas misioneras de Mar Adentro, Vilma Aparecida Alberti y Lucineia Ferreira da Silva, quienes están en misión desde abril del presente año.

Con gran solemnidad, Tereza realizó su compromiso en perfecto español y posteriormente, firmó ante Monseñor Chomali. Ella comentó que “como leemos en la Biblia, quien deja a su familia de su tierra, es una gran alegría para Dios y mucho más  mí”.

Tereza, quien acompaña a dos misioneras de Mar Adentro, en Chiguayante, regresará el próximo mes a su país y a su comunidad, pero en septiembre de 2016, se sumará la consagrada Hna. Lia Cristina Biazeto da Silva.

Emocionada, al término de la eucaristía, Tereza manifestó que “el amor de Dios me encanta y sé que siempre está conmigo y mi deseo es acercarme más a Él, porque  fue la comunidad de Mar Adentro donde me encontré con Jesús. Por eso, decir sí a Dios es una alegría muy grande, porque me llama  a vivir mi bautismo de una forma muy intensa  para gloria de Dios”.

Agregó que ser parte de la comunidad lleva a sus miembros a hacer misión. “Fui   llamada para acompañar durante tres meses a las hermanas, quienes se quedarán por tres años o más y  que se instalaron en Chiguayante. Y en esta misión no pude  estar presente en  el día de Corpus Christi, en que todos los miembros de Alianza  renuevan su compromiso, por eso, pedí renovarlo en Chile”.

Tereza cumple 11 años y contó que todo esto lo asume con el apoyo y acuerdo de su familia. Indicó que su esposo hace también el camino en la comunidad.

Vilma, misionera en Chiguayante, informó que “hoy celebramos  la renovación del compromiso de Tereza  de ser parte de la comunidad de alianza, que son miembros que participan del carisma de la comunidad, pero no necesariamente tiene que vivir en la comunidad, sino puede hacerlo en hogar, ser solteros, casados, pero viven  el carisma y trabajan con nosotros”.

Explicó que los miembros hacen su compromiso todos los años en Corpus Christi,  en un retiro anual, pero Tereza, por estar en misión en Chile, decidió hacerlo acá con mucha alegría.  “Es poco común, porque para los miembros de la comunidad no es fácil salir  por mucho tiempo. Ella pudo salir, porque su marido forma parte de la comunidad  y comprende  la misión y hace misión con nosotros  y por eso, se permitió y autorizó que Tereza se quedase por tres meses en Chile”.

Vilma comentó, además, que  el poco tiempo que llevan en su misión en Chiguayante, dependiente de la parroquia San Pablo, ha sido un tiempo muy grato. “Hemos sido muy bien acogida y ahora comenzamos con trabajo, aunque muy lento,  por el idioma, pero estamos aprendiendo y definiendo algunas misiones concretas”.

Más Iglesia Arquidiocesana