Pastoral Social del Decanato Arauco evaluó su año de trabajo

Más Iglesia Arquidiocesana

Publicado el: 28 diciembre, 2012

En un encuentro donde brotó la camaradería y fraternidad, los equipos de pastoral social de las distintas parroquias del decanato Arauco se dieron cita en Cañete, específicamente en el fundo Peleco de la Universidad Católica de la Santísima Concepción, para evaluar y cerrar su año pastoral.

Previamente, los asistentes a la jornada habían desarrollado una pauta de trabajo, que ese día se compartió comenzando con la motivación del decano, padre Flavio Torres. Como puntos a destacar, se relevó la creación de la Vicaría de Pastoral Social, lo cual fue visto como un desafío para crecer, con distintos estilos de trabajo y mucha motivación de cara al 2013. La mayoría evaluó el año de manera positiva, conservó sus principales actividades programadas según calendario y resaltó como fortaleza la vida de las comunidades, lo cual va más allá del momento de dificultad por el que atraviesa la Iglesia.

Despedida del Padre Flavio Torres

Casi al terminar la jornada, las delegaciones saludaron muy afectuosamente al padre Flavio, quien deja la parroquia San José de Arauco y con ello el trabajo decanal con la pastoral social, para asumir en San Miguel, decanato Talcahuano. El mismo sacerdote confidencia la importancia que esta zona de la arquidiócesis tiene para él. “Éste es el don más grande que Dios me ha regalado, primero la vocación sacerdotal, y luego el poder ejercer el ministerio en las parroquias de Lebu y Arauco”.

“Estoy muy contento, muy alegre y muy libre, porque siempre he tenido claro que todos somos Iglesia y que estamos para servir, y no para apropiarnos y menos desarrollar acciones en beneficio propio; siempre nuestras acciones tienen que identificarse con el servicio, con nuestra labor ministerial”.

“Sentí el cariño de la gente cuando me decían: ¡Padre! Gracias por la misa que nos celebró, y que te agradezcan a ti cuando eso no es tuyo, uno debe tener conciencia que administra los dones sagrados y eso la gente lo identifica con el sacerdocio, porque es intrínseco a los dones sagrados, a los sacramentos principalmente”.

El decano agradeció las manifestaciones de afecto, y también los distintos obsequios recibidos.

La jornada fue evaluada positivamente, destacando su alta convocatoria y especialmente la posibilidad de estar todos reunidos, con varias personas por cada equipo parroquial.

Larry Henríquez Bravo – Periodista / Vicaría de Pastoral Social

Más Iglesia Arquidiocesana