Comedores sociales y ollas comunes: el puente a la solidaridad en tiempos de pandemia

Más Iglesia Arquidiocesana

Publicado el: 13 noviembre, 2020

Desde el inicio de la pandemia, los comedores sociales han cumplido un rol fundamental a lo largo del país, ayudando con la alimentación de cientos de personas a diario.

Uno de los grandes efectos que ha dejado la pandemia, es la cesantía que en los últimos meses ha tenido un aumento significativo a nivel nacional. Es por esta razón que surgen las necesidades dentro de cada hogar y familia, principalmente por la falta de alimentos.

Aquí es donde los comedores sociales y ollas comunes, cumplen un papel importante dentro de cada sector de la región del Biobío, como por ejemplo el Comedor Fraterno Santa Teresa de Calcuta, ubicado en Calle Sotomayor 179, Lorenzo Arenas. Este lugar que cuenta con 36 años de trayectoria, antes de la pandemia se encargaba de la alimentación de personas en situación de calle o de escasos recursos, pero actualmente la realidad es otra, la entrega de estas colaciones es para todas las personas que acudan al comedor y necesiten esta alimentación a diario.

A pesar de que tuvieron que cerrar el comedor por dos meses, producto de la cuarentena decretada en Concepción, se vieron en la necesidad de volver a abrir sus puertas. Esta vez con las medidas sanitarias óptimas para proteger la salud tanto de las voluntarias, como de las personas que asisten a este comedor día a día. Actualmente la entrega de alimentos se realiza fuera de este recinto, desde las 13.00 hasta las 13.30 horas. Cada persona retira su colación, respetando el distanciamiento social y también el correcto uso de mascarilla.

En cuanto al funcionamiento del Comedor Fraterno Teresa de Calcuta, la coordinadora Tatiana Godoy mencionó que «esto funciona de lunes a viernes y estamos entregando alrededor de 90 colaciones a diario. Vienen familias, niños, gente de calle y personas que viven acá en la población, todo esto surge porque la gente ha quedado sin trabajo» dijo.

El Comedor Teresa de Calcuta, actualmente recibe ayuda de la Capilla Cristo Rey, así como también de la comunidad del sector Prieto Cruz, que colabora con la entrega de alimentos y suministros necesarios para mantener activo este comedor fraterno.

 ¿Cómo ayudar?

Donar a Calle Sotomayor 179, sector Prieto Cruz. Lorenzo Arenas.
Contacto: Tatiana Godoy +56962407381

Más Iglesia Arquidiocesana