Comedor fraterno capilla Cristo Rey: unidad y fraternidad en tiempos difíciles

Más Iglesia Arquidiocesana

Publicado el: 21 julio, 2021

El comedor fraterno Madre Teresa de Calcuta de la capilla Cristo Rey funciona hace 38 años en el sector de Lorenzo Arenas, Concepción. La obra, antes de la crisis sanitaria, entregaba almuerzos en sus dependencias a 30 personas. No obstante, con la pandemia, el comedor extendió su contribución a 120.

En ese contexto, Tatiana Godoy, coordinadora del comedor, comentó que a raíz de la crisis sanitaria el proyecto pastoral se vio en la obligación de cambiar. «Ahora se tuvo que dar un giro y entregar comida, más bien como una olla común. Esto, lo realizan las voluntarias de lunes a viernes, llegando a quienes más lo necesitan. Creo que lo hemos hecho bien, tomamos la decisión de seguir con los almuerzos, reunimos las donaciones y coordinamos el personal, y con la ayuda de nuestro párroco y de toda la comunidad nos ha ido muy bien«.

Respecto de la motivación tras el comedor, la sra. Tatiana explicó que el motivo se vincula directamente con las necesidades que generó la pandemia, pues muchas personas del sector perdieron sus trabajos. «La situación se tornó muy dura y fue muy fuerte, porque llegaban niños, abuelos, señoras, y no los podíamos dejar sin alimento. Antes entregábamos una determinada cantidad y ahora es mucho más, entonces el esfuerzo es mayor. Sabíamos que había familias completas que necesitaban nuestra ayuda y eso más nos ayudó, nos dio fuerza y nunca, gracias a Dios, nadie se quedó sin su almuerzo». 

Asimismo, la coordinadora del comedor destacó el rol de las redes sociales en el funcionamiento de la iniciativa, ya que muchas de las donaciones llegaron tras la publicación de videos de su labor. «Mucha gente se acercó y nos trajo alimentos y diferentes donaciones, para poder continuar. Gracias a Dios hemos tenido mucho apoyo, y más motivados nos sentimos con esto. También, hemos tenido ayuda de la Municipalidad, pues colaboran con los procesos de sanitización o con la toma de PCR».

En cuanto a los protocolos de cuidado, Godoy señaló que actualmente poseen con todos los implementos necesarios para resguardar a los voluntarios, tales como mascarillas, escudos faciales, guantes y pecheras. 

¿Cómo ayudar?

El comedor fraterno está emplazado en Sotomayor 179, sector Prieto Cruz – Lorenzo Arenas. En caso de querer colaborar pueden llamar al +56 9 6240 7381 y contactarse con Tatiana Godoy, coordinadora.

 

 

 

Más Iglesia Arquidiocesana