Retiro de Sábado Santo en el Centro de Espiritualidad fue predicado por Monseñor Bernardo Álvarez

Publicado el: 30 Marzo, 2024

Más de cincuenta personas participaron en el Retiro de Sábado Santo predicado por el Administrador Diocesano y Obispo Auxiliar de Concepción, Monseñor Bernardo Álvarez, la mañana de este 30 de marzo en el Centro de Espiritualidad San Luis Gonzaga, que se encuentra ubicado en el Seminario Metropolitano en Chiguayante. 

Monseñor Bernardo afirmó que “gracias a Dios hemos tenido una hermosa participación de fieles y religiosas que nos han acompañado durante esta mañana”. 

“Principalmente ha sido meditar sobre el sentido del día Sábado Santo y, sobre todo, en vista ya a la víspera de la Resurrección, poder renovar nuestro encuentro con Cristo resucitado y las consecuencias que eso tiene en nuestra vida personal, comunitaria y también misionera”, destacó. 

En ese sentido, en la segunda parte del retiro, invitó a mirar la experiencia de San Pablo, cuya vida se transforma al encontrarse con el Resucitado y para quien, luego de ese encuentro, oración y misión forman una única realidad. 

Entre quienes asistieron a esta instancia se encontraba el Diácono Víctor Sánchez, quien señaló que “este retiro era muy necesario. Mi misión pastoral implica mucho el hacer, pero es importante el ser, nutrirse, y valoro esta oportunidad que me regala la Arquidiócesis, este retiro en este lugar que es tan amplio y con tanta belleza”.

En ese contexto, expresó que “realmente el retiro de Monseñor Bernardo fue muy aterrizado” e invita a profundizar, “no con la pesadez de tener que hacerlo, sino que las cosas se dan (…) la palabra de Monseñor Bernardo penetró, me obligó a remar hacia dentro. Así que estoy muy contento, me voy robustecido para volver a mis comunidades y volver a misionar allá en la parte que me toca, pero con otro nuevo carisma, con la ayuda de San Pablo”. 

Mientras que Margarita Ulloa, comentó que “siempre es lindo llegar aquí y escuchar más de lo que uno sabe, entonces a uno le hace sentido todo lo que él nos dice y nos enseña y nos hace reflexionar muchas cosas. Me voy muy feliz, todo esto a uno la enriquece y la ayuda a estar más cerca de Dios y saber que Dios está con nosotros en todo momento. Así que gracias y ojalá que hayan más retiros y más largos”.

GALERÍA DE FOTOS
© Arzobispado de Concepción